Raza Ragamuffin

gato ragamuffin

La raza Ragamuffin es conocida por su belleza y gran tamaño, se dice que su origen es de Estados Unidos. Sin embargo, hay dos historias sobre su origen.

Origen de la raza Ragamuffin

La primera de ellas cuenta que el linaje se desarrolló en la década de los noventa con los gatos Ragdoll. Pero hubo un grupo perteneciente a la Organización Internacional del Gato Ragdoll en ese entonces que quiso separarse para crear un ejemplar genuino.

Una vez alcanzado su propósito, se les impidió usar el nombre de Ragdoll, a cambio, esta raza fue nombrada como Ragamuffin, por uno de sus creadores, Curt Gehm. Y fue a inicios del año 2000, cuando es reconocida como una nueva raza por la Asociación de Criadores de Gatos.

El Ragamuffin se distingue del gato original por lo corto de su pelaje y el grosor, su cabeza es menos plana y sus ojos son más redondos. Además,  puede presentar distintas tonalidades.

Por otro lado, cuenta la otra historia que el origen del gato Ragamuffin se dio en los años setenta, cuando una criadora de gatos persas, llamada Ann Baker, tenía una gata que llevaba por nombre Josephine.

A su vez, Ann Baker, tenía un vecino que cuidaba y alimentaba a una gran cantidad de gatos salvajes, con el tiempo, Josephine dio a luz a una hermosa camada de gatitos salvajes, se dice que éstos eran muy amigables y sociables, según la historia se trata de los Ragamuffin.

Como sea que haya sido el origen de esta raza de gatos, lo cierto es que hasta el día de hoy se le considera incierto. Sin embargo, hay quienes agradecen la manera de cómo sucedieron los hechos, ya que formó unos hermosos felinos.

Características generales de la raza Ragamuffin

El gato Ragamuffin es un animal bastante robusto, de cuerpo grande, puede llegar a pesar entre 6 y 8 kilos, dependiendo si es macho o hembra, en ocasiones hasta unos 14 kilos, cuando es un gato saludable.

El aspecto de su cuerpo tiene forma rectangular, con un pecho ancho y hombros fuertes, su cuello es corto, su cabeza es grande, con una frente redonda, y posee almohadillas de grasa en su abdomen.

De nariz corta y chata, ojos redondos, en colores variados (clásicos: verde de oro, verde, blanco y bicolor, amarillento verde, azul zafiro o impares (en todas las mezclas).

Punteado: Mink agua, Sepia, y azul. Su pelaje es denso, siendo más poblado en su cara y cuello,  torso y patas traseras. Sus orejas son puntiagudas y pequeñas, ligeramente dobladas hacia adelante. Su cola es mediana en comparación con su cuerpo.

Los gatos Ragamuffin alcanzan su madurez a los 4 años de vida, algo tardío en relación al resto de lo mininos. Se estima un promedio de vida de hasta 16 años.

Video sobre las características de la raza Ragamuffin

Alimentación de la raza Ragamuffin

Con los gatos Ragamuffin sólo hay estar pendientes en bridarles una alimentación balanceada y en las porciones adecuadas para evitar el sobrepeso.

Estos gatos son muy comelones, por  lo tanto sus raciones de comidas deben estar muy bien administradas y en horas correctas para evitar que quede con apetito y quiera comer nuevamente.

Por lo general, se le debe dar de comer dos veces al día, no hay que acostumbrar al minino a más raciones, si no, hasta el siguiente día, de esta manera sabrá la cantidad de alimento que obtendrá.

Es recomendable un pienso seco y húmedo que, no sólo le aporte vitaminas y otros nutrientes, sino que también mantenga sano y abundante su pelaje, huesos y sistema gástrico. Aunque muchos no lo crean, en su dieta se puede incluir algunas verduras, vegetales y fibra, así como también frutas suaves como el cambur, o alguna de su preferencia.

Jamás debe ingerir dulces artificiales, ni alimentos salados, esto puede perjudicar su salud y derivar en problemas graves. Es muy importante dar  de beber agua fresca diariamente, aunque en esto no habrá problema, ya que el Ragamuffin, por lo general, adora el agua, ya sea para jugar o tomarla.

Aun cuando hay alimentos que el Ragamuffin puede comer en forma habitual, es aconsejable consultar con el veterinario para que indique unos más favorecedores o incluya otros en su dieta, lo importante es mantener completamente saludable a nuestra mascota.

Temperamento de la raza Ragamuffin

El Ragamuffin posee un temperamento cariñoso y muy dócil. No es una raza atlética, sin embargo puede moverse con gran agilidad.  Puede jugar, escalar  y es cazador, a menudo podrás verlo saltar o correr para atrapar insectos o ratones que anden por la casa o jardín.

Por ser tan sociable, es normal verle recibir en la puerta tanto a  los integrantes de la casa, como a extraños que vayan de visita.

El gato Ragamuffin es excelente para los niños, le encanta jugar todo el tiempo, así que si tienes niños pequeños, este minino será una buena compañía en los juegos. 

Debido a su comportamiento cachorro por bastante tiempo, no suelen ser territoriales, muy poco se les verá compitiendo con otros gatos por una zona en específico, aunque sí tendrán batallas graciosas por algún juguete.

Son adaptables a la presencia de otras mascotas y a lugares nuevos. Este minino también adora estar cerca de su amo, le encanta estar en su regazo por largos momentos y disfrutar de sus mimos.

Cuidados de la raza Ragamuffin

raza Ragamuffin

Uno de los cuidados más importantes en el gato Ragamuffin, es su pelaje. Se debe cepillar regularmente, al menos cuatro veces por semana, para retirar el pelo muerto y evitar los nudos. Mantener aseadas sus orejas y borde de los ojos, así como sus uñas recortadas dos veces al mes, también es preciso limpiar sus dientes.

En cuanto al baño, se le puede aplicar de una a dos veces por mes, o cuando sea estrictamente necesario, pero sólo con productos de higiene especiales para su tipo de melena. Siempre se aconseja evitar el uso de champús, jabones y lociones de uso humano, ya que podrían irritar y causar otros daños.

Es importante mantener al día sus vacunas y consultas periódicas al veterinario, de esta forma se garantizará el buen estado de salud de la mascota. Por otro lado, es indispensable cuidar su alimentación, una nutrición equilibrada con los aportes vitamínicos requeridos aportará fuerza y mejor apariencia al felino.

Enfermedades de la raza Ragamuffin

Gracias a su aspecto fornido, el gato Ragamuffin es muy sano, tampoco se le conoce enfermedades congénitas. Pero en la que sí hay que poner cuidado es en  una enfermedad característica de este tipo de raza: Tricobezoares (bolas de pelo en el estómago), suele generarse por el arrastre de pelos a través de la lengua hacia el sistema gástrico.

Es frecuente que los mininos de pelo largo padezcan de ello, se calcula que el 80 % lo sufren, especialmente aquellos que no son cepillados con regularidad, están más propensos.

En casos crónicos de este padecimiento, se ha llegado a retirar hasta un kilo de pelo del estómago de un gato adulto, por eso importante cuidarlos y atenderlos como es debido, el menor descuido en ello podría der fatal.

Sin embargo, existen remedios para hacer que los gatos expulsen naturalmente  las bolas de pelo, sin tener que recurrir a la sala de urgencias, esto se puede lograr dándoles malta para gatos e incluyendo en sus alimentos mucha fibra, de manera que mejoren su tránsito intestinal progresivamente.